El Islam: Qué es, Origen, Características, Creencias, Símbolos del Islam y MÁS

El Islam es la principal religión a nivel mundial promulgada por el profeta Mahoma en Arabia en el siglo VII d.C. El término árabe islām, literalmente «entrega», ilumina la idea religiosa fundamental del Islam: que el creyente (musulmán) acepta entregarse a la voluntad de Allah (Dios).

A principios del siglo XXI, había más de 1.500 millones de musulmanes en todo el mundo. Aunque han surgido muchos movimientos sectarios dentro del Islam, todos los musulmanes están unidos por una fe común y un sentido de pertenencia a una sola comunidad. Sigue leyendo para conocer más sobre esta interesante religión.

¡No te detengas! ¡Continúa leyendo!

El Islam

¿Qué es el Islam?

El Islam es una religión monoteísta, es decir, con adoración a un único Dios creador, sustentador y restaurador del mundo. La voluntad de Allah (Dios en el Islam), a la que deben someterse los seres humanos, se da a conocer a través de sus Sagradas Escrituras, el Corán.

Fue a través del Corán que Allah reveló a su mensajero Mahoma su voluntad. En el Islam, Mahoma es el último profeta y su mensaje consuma y completa simultáneamente las «revelaciones» atribuidas a los profetas anteriores. Cuando se refieren a los profetas anteriores incluyen a Adán, Noé, Abraham, Moisés, Salomón y Jesús.

Manteniendo su énfasis en un monoteísmo intransigente y una estricta adherencia a ciertas prácticas religiosas esenciales, el Islam se extendió rápidamente. A través del Oriente Medio llegó a África, Europa, el subcontinente indio, la península malaya y China.

Origen

Desde el comienzo del Islam, Mahoma había inculcado un sentido de hermandad y un vínculo de fe entre sus seguidores. Eso ayudó a desarrollar entre ellos un sentimiento de relación cercana que se acentuó por la persecución como una comunidad naciente en La Meca.

El fuerte apego a los principios de la revelación coránica y el contenido socioeconómico de las prácticas religiosas islámicas cimentaron este vínculo de fe. En el año 622 d.C., cuando el Profeta emigró a Medina, su predicación pronto fue aceptada y surgió el estado-comunidad del islam.

Durante este período, el Islam adquirió su ethos característico como una religión que une en sí misma los aspectos espirituales y temporales de la vida. Buscando, además, regular no solo la relación del individuo con Dios (a través de la conciencia) sino también las relaciones humanas en un entorno social.

Por lo tanto, no solo existe una institución religiosa islámica, sino también una ley, un estado y otras instituciones islámicas que gobiernan la sociedad. No fue hasta el siglo XX cuando lo religioso (privado) y lo secular (público) fueron distinguidos por algunos musulmanes y separados formalmente en ciertos lugares. Turquía es un ejemplo de ello.

Este doble carácter religioso y social del Islam, explica el asombroso éxito de las primeras generaciones de musulmanes. Dios les encarga a los musulmanes, traer su propio sistema de valores al mundo a través del jihād («esfuerzo», comúnmente traducido como «guerra santa»).

Respeto a otras religiones

A los judíos y cristianos se les asignó un estatus especial como comunidades que poseen escrituras denominándolos el «pueblo del Libro» (ahl al-kitāb). Ello les permitió la autonomía religiosa. Sin embargo, estaban obligados a pagar un impuesto per cápita llamado jizyah, a diferencia de los paganos, que debían aceptar el Islam o morir.

El mismo estatus de «gente del Libro» se extendió más tarde a otras religiones, pero muchas personas se unieron al Islam para evitar la jizyah. Una expansión mucho más masiva del Islam después del siglo XII fue inaugurada por los Sufíes (místicos musulmanes). Ellos fueron los principales responsables de la expansión del Islam en India, Asia Central, Turquía y África subsahariana.

Además de la jihad y la actividad misionera sufí, otro factor en la expansión del Islam fue la influencia de gran alcance de los comerciantes musulmanes. Los cuales introdujeron el Islam bastante temprano en la costa este de la India y el sur de la India. Aunque también demostraron ser los principales agentes catalizadores para convertir a la gente al Islam en Indonesia, Malaya y China.

El Islam

Sin embargo, todos los segmentos de la sociedad musulmana están unidos por una fe común y un sentido de pertenencia a una sola comunidad. A pesar de la pérdida del poder político durante el colonialismo occidental en los siglos XIX y XX, la comunidad islámica se hizo más fuerte.

La fe del Islam ayudó a varios pueblos musulmanes en su lucha por obtener la libertad política a mediados del siglo XX, y la unidad del Islam contribuyó a la solidaridad política posterior.

Características del Islam

Durante las primeras décadas después de la muerte del Profeta, ciertas características fueron formuladas como “Pilares». A estos cinco, la secta Khārijite agregó un sexto pilar, el jihad, el cual no fue aceptado por la comunidad en general.

El primer pilar es la profesión de fe: «No hay más deidad que Dios, y Mahoma es el mensajero de Dios», de lo cual depende la pertenencia a la comunidad. La profesión de fe debe recitarse al menos una vez en la vida, en voz alta y con una comprensión de su significado.

El segundo pilar consta de cinco oraciones canónicas diarias. Estas oraciones pueden ofrecerse individualmente si uno no puede ir a la mezquita. Las oraciones se deben realizar de la siguiente forma:

  • Primera antes del amanecer
  • Segunda justo después del mediodía
  • Tercera al final de la tarde
  • Cuarta inmediatamente después de la puesta del sol
  • Quinta antes de acostarse.

El tercer pilar es el impuesto obligatorio llamado zakāt («purificación»), que indica que tal pago hace que el resto de la riqueza de uno sea religiosa y legalmente pura. Es el único impuesto permanente recaudado por el Corán y se paga anualmente sobre los cereales, el ganado y el dinero en efectivo.

El cuarto pilar es el ayuno durante el mes de Ramadán (noveno mes del calendario lunar musulmán). El ayuno comienza al amanecer y termina al atardecer, y durante el día está prohibido comer, beber y fumar.

El quinto pilar es la peregrinación anual (hajj) a La Meca, prescrita para cada musulmán una vez en la vida. Ello «siempre que uno pueda pagarlo» y siempre que una persona tenga suficientes provisiones para dejar a su familia en su ausencia.

Creencias

 La doctrina sobre Dios en el Corán es rigurosamente monoteísta: Dios es uno y único; no tiene pareja ni igual. El trinitarismo, la creencia cristiana de que Dios es tres personas en una sustancia, es rechazada enérgicamente.

Tiene un solo Dios

Los musulmanes creen que no hay intermediarios entre Dios y la creación que él trajo a la existencia por su sola orden. Aunque se cree que su presencia está en todas partes, no está encarnado en nada.

Él es el único creador y sustentador del universo, en el que cada criatura da testimonio de su unidad y señorío. También es justo y misericordioso: su justicia asegura el orden en su creación, en la que se cree que nada está fuera de lugar.

El islam rige toda la vida

Para probar la unidad de Dios, el Corán pone un énfasis frecuente en el diseño y el orden del universo. No existen lagunas ni dislocaciones en la naturaleza. El orden se explica por el hecho de que cada cosa creada está dotada de una naturaleza definida y definida por la que cae en un patrón.

El Islam

El mal existe y debe ser rechazado

Para comunicar la verdad de la Unidad Divina, Dios ha enviado mensajeros o profetas a los seres humanos. Lamentablemente, su debilidad de la naturaleza los hace siempre propensos a olvidar o incluso a rechazar voluntariamente la Unidad Divina bajo los impulsos de Satanás.

No cree en Mesías, sino en Profetas

Los profetas son hombres especialmente elegidos por Dios para ser sus mensajeros. La profecía es indivisible y el Corán requiere el reconocimiento de todos los profetas como tales sin discriminación.

Sin embargo, no todos son iguales, algunos de ellos se destacan particularmente en cualidades de firmeza y paciencia bajo prueba. Abraham, Noah, Moisés y Jesús fueron grandes profetas.

Creen en el fin de los tiempos (Escatología)

En la doctrina islámica, cuando el mundo llegue a su fin, los muertos resucitarán y habrá un juicio sobre cada persona de acuerdo con sus actos. Aunque el Corán habla de un juicio personal, varios versículos que hablan de la resurrección de distintas comunidades que serán juzgadas según «su propio libro».

De acuerdo con esto, el Corán también habla en varios pasajes de la “muerte de las comunidades”, cada uno de los cuales tiene un término de vida definido. La evaluación real, sin embargo, será para cada individuo, independientemente de los términos de referencia de su desempeño.

Creen en hombres iguales

Aunque el propósito de la existencia humana es la sumisión a la Divina Voluntad, el papel de Dios con los seres humanos es distinto. Mientras que el resto de la naturaleza obedece a Dios automáticamente, los humanos son las únicas criaturas que tienen la opción de obedecer o desobedecer.

Cree en la ayuda al prójimo

 Con la creencia en la existencia de Satanás, el papel de la humanidad se convierte en una lucha moral, que constituye la esencia del esfuerzo. La doctrina del servicio social, en términos de aliviar el sufrimiento y ayudar a los necesitados, constituye una parte integral de la enseñanza islámica.

Símbolos del Islam

Si bien las escrituras del Islam en sí mismas no son particularmente entusiastas sobre el uso de símbolos religiosos, los adherentes han adoptado algunos como representación en un mundo de cruces cristianas, Estrellas de David judías y el Om hindú.

El Islam

El símbolo principal es la luna creciente con la estrella de cinco puntas. El mundo islámico funciona según el calendario lunar y la luna es fundamental para calcular el tiempo y las estaciones. La luna creciente era en realidad un símbolo del imperio turco, pero fue adoptada por el mundo islámico por el éxito imperial.

El islam y la Mujeres

Oprimidas, inferiores y desiguales: para muchas personas, estas son las palabras que les vienen a la mente cuando piensan en las mujeres en el Islam. Estos estereotipos confunden al Islam con prácticas culturales y no reconocen que el Islam empoderó a las mujeres con derechos liberales desde el siglo VII.

En el Islam, las mujeres no son inferiores ni desiguales a los hombres. Cuando las niñas eran enterradas vivas en Arabia y las mujeres eran consideradas propiedad transferible, el Islam las honraba y protegía con derechos sin precedentes. El Islam abolió la práctica de matar a niñas y elevó la estatura de la mujer en la sociedad a una categoría de dignidad, estima y privilegio.

Dios dedica todo un capítulo del Corán, el libro sagrado del Islam, a las mujeres. Además, Dios se dirige directamente a las mujeres repetidamente a lo largo del Corán. El Islam proclama que todos los seres humanos, hombres y mujeres, nacen en estado puro.

¡Gracias por leernos!


Si te ha gustado este artículo sobre los El islam te recomendamos los siguientes artículos relacionados:

El islam

El islam

El Islam es la principal religión a nivel mundial promulgada por el profeta Mahoma en Arabia en el siglo VII…

Budismo

Budismo

El Budismo para muchos es una religión, pero para otros es más que solo eso. Para las personas que se adentran…

Templos Mayas

Templos Mayas

Los Templos Mayas son construcciones que se localizaban en la cima de las pirámides, por ser el lugar más cercano…

Los Templos Griegos

Los Templos Griegos

Los Templos Griegos fueron construidos para albergar la imagen de un culto en la antigua religión griega. Sin embargo, el…

Templos Japoneses

Templos Japoneses

Los Templos Japoneses son construcciones que se localizaban en la cima de las pirámides, por ser el lugar más cercano…

Cultura Musulmana

Cultura Musulmana

Hoy venimos a hablarte de un tema que puede interesarte: la Cultura Musulmana. ¿Sabías que es una cultura definida por…

Deja un comentario