Pueblo de Israel: Qué es, Historia, Primer Exilio Judío a Babilonia, Regreso del Exilio Bajo los Persas y MÁS

El Pueblo de Israel es uno de los más conocidos, debido a las diversas historias que han surgido de él, la más conocida es la de Jesucristo. Entendiendo esto, hemos investigado varios puntos sobre el mismo para poder informarte de la manera más completa posible. Es de gran relevancia, que tomes en cuenta la lectura minuciosa de lo que viene a continuación.

Se han recopilado varios datos y distribuido en varias secciones para que sepas todo sobre el Pueblo de Israel. La primera sección se va a referir a lo que es este mismo pueblo y la historia que envuelve a esta mismo. Te queremos hablar de los diversos exilios que sufrieron sus habitantes y las vueltas de los mismos al territorio que lo conforma. Para finalizar, te vamos a estar hablando un poco del renacimiento de este pueblo en la época moderna.

¡Sigue leyendo y entérate de más sobre Israel y la historia de su pueblo!

Pueblo de Israel

¿Qué es el Pueblo de Israel?

Bien, como ya te lo hemos indicado, en la parte introductoria del artículo aquí queremos hablarte un poco de historia sobre Israel. Una de las primeras cosas a saber acá es que este fue un pueblo judío y que este es un grupo religiosos bastante extenso. Y, también, desciende del pueblo de los hebreos y de los que en la antigüedad eran israelitas en el mediterráneo. Entre ellos se fueron presentando diversas características que poseen en común, como el idioma, las creencias y los valores.

Tienen ciertas prácticas que son las que van a estar definiendo la cultura de dicho pueblo y sus tradiciones. Otra cosa que hay que mencionar, es que ellos no van a estar constituyendo un grupo homogéneo, su definición puede ser variada desde cada punto de vista. Esto, puede ser desde la religión o la identidad que defina a cada uno de los que lo compongan.

Pueblo de Israel

Lo cierto es que, este es un pueblo que ha sufrido una gran variedad de persecuciones en muchas partes del mundo. La población que lo compone también ha llevado varios cambios con el paso de los años. Los que habitan en Israel y componen esta religión se encuentran dispersos dentro del mismo territorio y en Estados Unidos. ​

Historia

Continuando un poco con la sección anterior sobre el Pueblo de Israel, aquí te diremos ciertos datos relevantes sobre la historia de este mismo. Debido a que, estos forman parte de uno de los pueblos más antiguos del planeta tienen una historia bastante extensa. Se tienen registro de ellos desde las sagradas escrituras de la Biblia y los historiadores junto a los arqueólogos.

Entendiendo esto, hemos conseguido unos puntos relevantes sobre el seguimiento que se le hizo a la vida de los israelitas. Los vamos a estar mencionando por medio de una línea temporal, que va a tener su seguimiento de los hechos más relevantes que se han encontrado. Estos son los que, a continuación, te vamos a presentar.

Pueblo de Israel

Árbol genealógico, los comienzos de Abraham

Este puede ser el punto de partida que tenemos según la Biblia sobre el pueblo de los israelitas y judíos. Por medio del nacimiento de Abraham, se ha cumplido la promesa entre varias naciones y los encuentros con Dios Padre. Esto termina con un sacrificio que simboliza a su hijo Isaac y este mismo va a estar apuntando hacia Jesús.

Se da una marca sobre la ubicación donde se daría el sacrificio de su hijo. Los hijos de Isaac se convirtieron en esclavos de Egipto, conducidos por José, su nieto. Fueron a servirles al Faraón que reinaba para ese entonces.

La nación bajo el poder de Dios con Moisés

Este fue un guía bastante significativo para esta línea temporal, este fue quien llevó a este pueblo lejos de Egipto después de la aparición de las 10 plagas. Estas destruyeron todo a su paso y le dio paso al éxodo de los israelitas hasta su tierra. Moisés antes de morir hizo el anuncio de una bendición y de una maldición que caería sobre dicho pueblo.

Se iba a cumplir la bendición en caso que los israelitas cumplieran con los mandatos de Dios, en caso que no lo obedecieran les caería una maldición. Esta misma fue extendida hasta el pueblo judío, ellos no poseían un rey ni existía la capital de Jerusalén. Un tiempo después llegó un rey llamado el Rey David para el año 1000 antes de Cristo.

La dinastía en Jerusalén de David

Una vez que este rey tuvo la victoria en la conquista de Jerusalén, tomó la decisión de hacer de esta la capital de Israel. También se tuvo la dicha de recibir la bendición de la venida de Cristo, el mesías que tanto se esperaba. El hijo del rey tomó su lugar, Salomón, y llevó a cabo la construcción de un primer Templo Judía en dicha localidad.

Después de esto, los descendientes siguieron gobernando durante unos 400 años, fue un tiempo de gloria para el pueblo de Israel, ya que se cumplieron las bendiciones que se les habían prometido. Eran una nación con bastante poder y que había avanzado considerablemente. En el Antiguo Testamento se narra que también hubo mucha corrupción, esto les trajo una serie de maldiciones.

El Primer Exilio Judío a Babilonia

Siguiendo con la línea de tiempo, sobre los israelitas,  tienes que saber que este pueblo sufrió varios exilios. El primero de ellos se dio para el año 600 antes de Cristo, cuando las maldiciones que Moisés se empezaron a cumplir. Para evidenciar esto, tenemos varias citas bíblicas que pueden explicar un poco mejor el tema. El rey de babilonia, llamado Nabucodonosor, ingresó al territorio.

Después de esta conquista, este mismo mandó a destruir y quemar el templo que había construido Salomón. Mandó al exilio a los israelitas y los pobres quedaron atrás, todo esto lo había predicho Moisés. Durante 70 años en esa situación, fuera de la tierra prometida a Abraham. Las citas bíblicas que vamos a mencionar son de Deuteronomino, estas hablan sobre las maldiciones:

» Jehová traerá contra ti una nación de lejos… gente fiera de rostro, que no tendrá respeto al anciano, ni perdonará al niño. … Sitiara, pues, todas tus ciudades y toda la tierra…» (Deuteronomio 28: 49-52)

» Seréis arrancados de sobre la tierra a la cual entráis para tomar posesión de ella. Y Jehová te esparcirá por todos los pueblos, desde un extremo de la tierra hasta el otro extremo «. (Deuteronomio 28: 63-64)

Regreso del Exilio Bajo los Persas

Un tiempo después de la conquista y exilio de los israelitas a Babilonia, un emperador persa llamado Ciro conquista Babilonia. Dándole así, un poder bastante elevado y les dio la oportunidad a los israelitas del volver a su tierra de origen. La condición para que esto se diera es que tenían que vivir como parte del imperio persa.

A pesar de todo esto, Israel no era un territorio independiente, eran una provincia. Esta situación duró unos 200 años y el Templo Judío, es decir, el Segundo Templo, y lo que era la ciudad de Jerusalén se volvieron a construir. Un tiempo después Alejandro Magno conquista el imperio persa y convierte Israel en una provincia del imperio griego durante 200 años más.

Y luego los romanos los conquistan y los hacen provincia de los mismos. Esta fue la época donde Jesús nació y vivió. En los evangelios se narran las historias con la presencia de soldados romanos, ya que los romanos eran quienes gobernaban a los judíos para ese entonces.

El Segundo Exilio Judío Bajo los Romanos

Una vez pasado un tiempo el pueblo judío y los israelitas deciden alzarse y se rebelan contra los gobernantes romanos. Dado esto ellos destruyen Jerusalén en el año 70 después de Cristo y queman el Segundo Templo. Conjunto a esto expulsaron a los judíos de la tierra de Israel haciéndolos esclavos del imperio romano. A esto se le conoce como el segundo exilio que sufrió el Pueblo de Israel, se dispersaron por otras partes del mundo. 

Esta situación se extendió por unos 2000 años, a parte que tuvieron que dispersarse en otras ubicaciones ahí nunca fueron aceptados. En dichas naciones sufrieron una serie de persecuciones, más que todo en Europa Cristiana y Occidental. Vivieron unas condiciones de riesgo, todo esto también fue descrito en las predicciones de Moisés sobre sus maldiciones.

Renacimiento Moderno de Israel

Pasaron muchos años en estas situaciones difíciles, aún así, habían personas que se seguían identificando como judíos. Estando sin patria, tal cual como Moisés lo dijo. Para el año 1948, lograron visualizar el renacimiento del Pueblo de Israel, por medio de las Naciones Unidas. Este empieza a surgir como un Estado Moderno, esta visión también la había tenido Moisés, y dice así:

» …entonces Jehová hará volver a tus cautivos, y tendrá Misericordia de ti y volverá a recogerte de entre todos los pueblos adonde te hubiere esparcido Jehová tu Dios. Aun cuando tus desterrados estuvieren en las partes más lejanas que hay debajo del cielo, de allí te recogerá Jehová tu Dios, y de allá te tomará ” (Deuteronomio 30: 3-4)

Pueblo de Israel

Se creó este Estado de manera fuerte, con una oposición bastante marcada por sus vecinos, se les declaró la Guerra en varias ocasiones. La nación de Israel es bastante pequeña, lograron sobrevivir a las batallas y lograron expandir su territorio. En la guerra del año de 1976 recuperan Jerusalén como su capital y se dio el nacimiento del Estado de Israel. Gracias a estos conflictos, han surgido, hoy en día,  varios problemas en el campo político.

Esperamos que te haya sido muy útil estos datos ¡Nos leemos en un próximo artículo!


Si te ha gustado este artículo sobre los Pueblo de Israel te recomendamos los siguientes artículos relacionados:

Novena a San Cayetano

Novena a San Cayetano

La Novena a San Cayetano posee una estructura en específico a través de la cual puedes realizar cada una de…

Novena a Santa Eduvigis

Novena a Santa Eduvigis

La Novena a Santa Eduvigis es un sistema de oraciones y actos de devoción que se le hacen a esta…

Frutos del Espíritu Santo

Frutos del Espíritu Santo

Los Frutos del Espíritu Santo, son perfecciones que forma dentro de nosotros el Espíritu Santo como primicias de la gloria…

Promesas de Dios en la Biblia

Promesas de Dios en la Biblia

En caso de que no lo supieras, algunas estimaciones arrojan que, existen alrededor de 5.000 promesas de Dios en la…

Deja un comentario